top of page
  • Foto del escritorLUIS ROCHA / Noticias

Silvia Márquez Velasco, no debe ser la presidenta del PRI en Atizapán de Zaragoza

EDITORIAL /


Las cosas en el Partido Revolucionario Institucional (PRI) del Estado de México, parecen marchar bien, en el sentido de que ahora se cuenta con una militancia más participativa, inteligente, emprendedora, y sobre todo, exigente con el mismo partido.


Atrás quedaron las formas más arcaicas de hacer política partidista.


Antes en el mismo PRI, se tenía que respetar todo lo que viniera por orden directa del jefe político. Décadas atrás, exigir o reclamar, era sinónimo de quedar fuera de la jugada o ser señalado por indisciplinado o irreverente.


Sin embargo, hoy día, todo es diferente, y podemos mencionar el caso de Atizapán de Zaragoza, para darnos una idea de cómo ha evolucionado la militancia: ahora los militantes y simpatizantes tricolores, están en contra de cualquier imposición.


La imposición tiene nombre y apellido: Silvia Márquez Velasco, quien se mueve en un espacio tan reducido, que pareciera estar en un callejón sin salida o en un laberinto. Es tan mínima su capacidad de acción y respuesta, que solo cuenta con tres o cuatro respaldos.


Márquez Velasco, está reclamando para ella –y para los que la respaldan-, la presidencia del Comité Directivo Municipal del PRI en Atizapán de Zaragoza. Esto por supuesto, ha encendido los ánimos y las alarmas entre aquellos que sí han hecho algo por el instituto.


La carrera política de Silvia Márquez, no podría entenderse sin la presencia del impresentable David Castañeda Delgado, supuesto priista que pudo haber sido copartícipe de la derrota electoral del PRI en aquel 2012, cuando precisamente Pedro Rodríguez, inauguró el periodo presidencial panista en territorio atizapense.


¿Hay algo destacable en la carrera de Silvia Márquez? Los datos son muy duros: no hay una sola acción de enorme impacto o alcance social, que pueda reconocérsele a la actual síndica del Ayuntamiento de Atizapán. Esto es decepcionante.


¿Cómo podría levantar al PRI, Silvia Márquez, cuando el mismo priismo está en contra de ella? En caso de que llegara a la presidencia del tricolor municipal, estaríamos hablando de una muy alta posibilidad de que el PRI desaparezca en su totalidad, del territorio local.


Los rumores al interior del gobierno atizapense, indican que el mismo presidente municipal panista, Pedro Rodríguez Villegas, estaría impulsando la candidatura de Silvia Márquez, por supuestos acuerdos. ¿Pero qué acuerdos políticos puede tener el alcalde con la síndica?


Sería muy arriesgado que Rodríguez Villegas, se entrometiera en la elección interna del PRI

atizapense, pues el panista bien sabe que no las trae todas consigo, y quedar sin el respaldo de la militancia priista, lo llevaría por descontado a una derrota anunciada en 2024.


Silvia Márquez, no puede ser presidenta del PRI Atizapán de Zaragoza.


Es tiempo de renovación, no de estancamiento.


Es tiempo de que los verdaderos líderes, dirijan al tricolor atizapense.

149 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page